CUANDO TE DUELA EL ALMA


Cuando te duela el ama, acude a Mi, estoy aquí para ti.
Nunca estarás completamente sola, pues siempre estaré contigo.
Soy tu amigo invisible, tu compañero constante.
Aun cuando parezca que nadie se interesa por ti,
¡¡A mi si me interesas!!
Si acudes a Mi, disiparé tu pesar y te facilitaré las cosas.
A veces, el solo hecho de desahogarte con un amigo o amiga ayuda
aunque no haya mucho que esa persona pueda hacer.
Desahogarte conmigo resulta mucho más eficaz
pues además de escucharte y comprenderte,
siempre hay algo que puedo hacer para ayudarte.
Dime lo que sientes y lo que necesitas:
¡¡Yo responderé a tus plegarias!!
Puede que no entiendas como funciona la oración,
el hecho es que da resultado...
Imagíname a tu lado, pues ahí es donde estoy
Siento tu pesar, entiendo lo que te sucede y te amo.
De Jesús con amor para ti.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...